auditoria redes sociales

Elementos a tener en cuenta en tu auditoría de redes sociales

Llevar a cabo una auditoría de redes sociales es una buena idea de cara a optimizar el rendimiento de los perfiles personales o de nuestro negocio y así mejorar el engagement con nuestro público, la imagen de marca, hacer campañas publicitarias en social media… Pero ¿qué elementos hay que tener en cuenta para hacer una buena auditoría en redes sociales? Te lo explicamos a continuación. 

¿Para qué sirve una auditoría de redes sociales?

Una auditoría de redes sociales es un análisis que sirve para obtener información clave sobre todas las redes sociales en las que estás presente. Es decir, te brinda una imagen clara de cómo están funcionando las acciones que llevas a cabo en cada una de ellas  y de cómo podrías mejorar los resultados. Con una auditoría de redes sociales podrás comprobar: 

  • Qué redes te funcionan mejor y en cuáles no merece la pena estar
  • Qué contenido funciona mejor en cada red social y cuál genera más engagement 
  • Si los objetivos y los KPI marcados en tu social media plan se están cumpliendo 
  • Si hay aspecto a mejorar en tus perfiles en cuanto a imagen de marca 
  • Si hay alguna oportunidad de negocio que habías pasado por alto

Qué tener en cuenta en tus auditorías de redes sociales

Llevar a cabo una auditoría de redes sociales básica no es tan complicado como podría parecer. Lo primero que debes hacer es monitorizar todos tus perfiles utilizando alguna herramienta como por ejemplo Hootsuite o Metricool.

Una vez hecho esto empezarás a obtener gran cantidad de datos semana a semana sobre la marcha de tus redes sociales. Los que más deben interesarte son los siguientes:   

  • El número de seguidores o suscriptores totales que tienes en cada red social
  • Cuántos seguidores o suscriptores ganas y pierdes
  • Qué alcance tienen tus publicaciones 
  • Cuántas impresiones tienen tus publicaciones
  • Cuántas interacciones tienen tus publicaciones, cuáles consiguen mayor interacción y de qué tipo (likes, comentarios, contenido guardado, contenido compartido, reproducciones de vídeos…)
  • Cuánto engagement generan y cuáles son las publicaciones con mayor engagement
  • Qué hashtags funcionan mejor 
  • Qué formatos funcionan mejor (fotografías, vídeos, reels, stories…)
  • Cómo es tu público en términos demográficos (hombre o mujeres, edad, situación geográfica….)
  • A qué horas y qué días funcionan mejor tus publicaciones 
  • La frecuencia de publicación que te funciona mejor (dos días a la semana, cuatro veces al mes, todos los días…)

Analizando todos estos datos podrás extraer patrones que te permitirán optimizar tu contenido y mejorar el rendimiento de tus redes sociales: podrás generar contenido más atractivo para tu público, que genere más conversación, que consiga mayor seguimiento, que lleve más tráfico a tu página web… Dependiendo de los objetivos que te hayas marcado. 

Sin embargo la auditoría no termina aquí, puesto que también es importante que repases los siguientes puntos: 

  • ¿Cómo es la información de tus perfiles? La información de tus perfiles sobre ti o tu negocio, incluyendo la foto, debe ser la misma en todas tus redes sociales, y debe ser lo más completa posible: añade enlaces, referencias y toda la información que pueda ser de utilidad para que el público te identifique y te encuentre. 
  • ¿Qué imagen proyectas? Las imágenes, fotografías y vídeos que utilices en tus publicaciones, así como la tipografía, deben ir siempre alineadas para dar imagen de coherencia acorde con el tono y la personalidad de tu marca. De lo contrario los usuarios pensarán que no te conocen realmente y generarás desconfianza en ellos. 
  • ¿Cuál es el tono de los mensajes? El tono de tu comunicación debe ser el mismo en todas tus redes sociales. Si, por ejemplo, eres muy serio en Facebook y muy desenfadado en Instagram, el público no confiará en ti porque no conocerá tu auténtica personalidad. 
  • ¿Qué le funciona a la competencia? Fijarse en la competencia también es una buena idea, aunque sin obsesionarse. Echa un vistazo de vez en cuando a sus perfiles y observa de qué hablan, sobre qué publican y qué formas utilizan para detectar tendencias y mejoras que podrías implementar en tus redes sociales. Esto también te puede permitir diferenciarte de ellos y alejarte de su tono de comunicación o de su estilo visual.   

Una vez tengas toda esta información podrás implementar las mejoras necesarias y optimizar los perfiles en todas tus redes sociales. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.