Contratar un hosting

Consideraciones previas a la contratación de un hosting

Uno de los elementos que definirá el rendimiento y el funcionamiento de una página web es el hosting. Por eso, si quieres abrir una web, antes de llevar a cabo la contratación de un hosting debes asegurarte de que es de buena calidad y que se adapta a tus necesidades. Pero, ¿cómo puedo saberlo?, te estarás preguntando. A continuación te indicamos qué debes considerar antes de decidirte a contratar. ¡Sigue leyendo!

Qué tener en cuenta antes de contratar un hosting 

Antes de contratar un hosting lo mejor es buscar opiniones de usuarios, referencias en foros, información en la página web de las empresas… y no contratar definitivamente sin haberlo probado (la mayoría ofrece unos días de prueba). Los puntos más importantes que debes tener en cuenta durante este proceso son:

  • ¿Qué prestaciones necesita mi web? Dependiendo de esto necesitarás más o menos espacio en el hosting, y por lo tanto un tipo de alojamiento u otro. Es muy importante que el hosting que contrates se adapte bien a tus necesidades para que la web no te falle y para que no acabes pagando de más por un servicio que no vas a aprovechar al cien por cien. Y recuerda: si deseas que tu web crezca, ¡el hosting debe ser escalable! 
  • El servidor, ¿va rápido? De media las personas tardamos 3 segundos en abandonar una web si esta no carga, así que ¡la velocidad de carga debe ser un objetivo primordial! Antes de contratar un hosting pide unos días de prueba y haz varios test, por ejemplo en PageSpeed. Si el tiempo de carga supera los 3 segundos, ¡no es el hosting adecuado!
  • El hosting ¿puede soportar ataques DoS y DDoS? Estos ataques saturan los recursos del servidor donde están alojados los hostings, lo cual hace que las webs de ese hosting dejen de estar disponibles. Por eso es muy importante asegurarse de que el hosting que nos interesa tiene la capacidad de soportar este tipo de ataques para proteger nuestra página. 
  • ¿Hay ya un CMS preinstalado y actualizado? Un CMS es un sistema de gestión de los contenidos, por ejemplo el famoso Wordpress. Hoy día casi todos los hostings tienen un CMS preinstalado y actualizado para que puedas empezar a probar tu web inmediatamente, y si nunca has tocado antes un CMS, esta es la mejor opción. De lo contrario tendrás que dar pasos extra (subirlos al hosting por FTP) que pueden resultar complejos. 
  • El panel de control del hosting, ¿es intuitivo? En otras palabras: ¿me aclararé a la hora de utilizarlo aunque nunca haya visto un panel de control antes? Si la respuesta es no, ¡mejor busca una alternativa!
  • ¿Es bueno el soporte técnico? Para saberlo basta con que te plantees preguntas como: si un día se me cae mi página web, ¿podré contactar rápidamente con alguien del hosting para que me lo arregle? Si sufre un ataque informático, ¿me atenderán con diligencia? Si tengo problemas de acceso aunque sea un fin de semana a las nueve de la noche, ¿me lo solucionarán? Si las respuestas son no… ¡huye! Y busca un hosting que tenga soporte 24 horas 7 días a la semana, atención telefónica directa y que responda rápido a todas tus necesidades. 

Así que ya sabes: busca, infórmate y compara hostings teniendo en cuenta estos aspectos y así te asegurarás de elegir el hosting perfecto para tu página web. 

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.